Esa fantástica mujer

Hace unos tres años tuvo un ictus y se le ha borrado una pequeña parte de su memoria. Como es muy tozuda, no quiere hacer recuperación, pero su mente se mantiene muy activa a diario.

Esta pérdida de memoria no ha afectado demasiado a su magia. Trabajadora incansable, siempre me dio mucha rabia que trabajara desde casa los fines de semana. Qué tonta era… Lo hacía para que a mí no me faltara de nada.

Sigue sorprendiéndome mucho cada día, supera los setenta ya hace tiempo, ha perdido el hambre y muchísimo peso, pero sigue con esa mirada en la que te puedes perder. Está muy delgada, pero sigue guapa. Y desde que le presenté a Elena, no para de sonreír. Todavía más guapa.

Me alegro mucho que mi pequeña haya conocido a sus cuatro abuelos. Y me gustaría que los disfrute todo lo que sea posible. Ella es una abuela mágica: inagotable, siempre tiene una solución para todo a mano, una historia escondida por contar, y su sonrisa enorme.

Sigue cocinando genial. Y lo hará genial como abuela. Sigue viajando con mi padre para que las historias no se acaben, y me tiene enamorada. Pero lo que más me gusta de esta gran mujer es llamarla por teléfono, y que al otro lado se note su sonrisa al contestar, y el truco doméstico… ¿Has probado a mojarlo antes, a ver si destiñe?

Estoy muy agradecida de haber podido estar con ella estos treinta y cinco años. Y voy a disfrutar con ella todo lo que pueda. Porque es maravillosa, ella y su varita mágica que todo lo arregla, y esa habilidad suya para llevarse las preocupaciones y la tormenta bien lejos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s